CHECO PASA POR LA LIPOSUCCIÓN PARA EL GP DE MIAMI

El piloto mexicano, Sergio Checo Pérez, tendrá en el GP de Miami las mejoras que introdujeron los de Milton Keynes en el RB18 del vigente campeón del mundo en Italia; esto significa que este fin de semana ya no correrá con los 4 kilos de más en su monoplaza.


Las evoluciones de Red Bull funcionaron en el Autodromo Enzo e Dino Ferrari di Imola. Max Verstappen logró la pole y subordinó a las máquinas rojas hasta lograr el Grand Chelem en territorio enemigo. Por su parte, Sergio Pérez terminó segundo, por detrás del neerlandés, y firmó el primer doblete del equipo austríaco seis años después.


Una de las razones por las que Checo estuvo todo el fin de semana sometido al liderazgo de Verstappen en Italia fue por el paquete de mejoras que el monoplaza del neerlandés obtuvo.


Según informa el portal italiano Corriere, Red Bull se animó a actualizar el coche del neerlandés, mientras que en el otro lado del garaje tuvieron que esperar debido a la falta de tiempo a la hora de fabricar y distribuir las piezas creadas.


El resultado fue que el RB18 de Max perdió cuatro kilos, mejorando así la distribución de pesos y degradando menos los neumáticos, a diferencia de lo que le sucedió en Australia. Las consecuencias directas fueron, entre otras, que el campeón de la temporada 2021 ganó a Charles Leclerc y a Carlos Sainz ante el asombro de los tifosi.


Esta reducción del peso pudo ser fundamental para el triunfo histórico de la formación de la bebida energética en Italia, más allá del pilotaje soberbio de Verstappen. No obstante, Pérez podría ensombrecer la figura de su compañero en el Gran Premio de Miami, puesto que se espera que el equipo liderado por Christian Horner iguale en prestaciones a los dos monoplazas azules.


7 visualizaciones0 comentarios