BORIS JOHNSON SUBIRÁ IMPUESTOS PARA PAGAR LA SANIDAD TOCADA POR LA PANDEMIA

El primer ministro de Reino Unido, Boris Johnson, ha roto este martes su promesa electoral de no subir impuestos al anunciar un aumento de los aportes a la seguridad social, es decir los servicios de salud, para financiar la delicada situación de la Sanidad y atajar la crisis en la asistencia social del país.



Johnson ha presentado este martes en la Cámara de los Comunes del Parlamento el denominado "impuesto social y de sanidad", con el que espera atender sobre todo las largas listas de espera que la pandemia de la COVID-19 ha generado en la Sanidad pública (NHS, por sus siglas en inglés).


El líder conservador ha reconocido en la Cámara Baja, en medio de los abucheos de diputados de las distintas formaciones políticas del país, que el plan era contrario a las promesas que había hecho en su programa para los comicios generales de diciembre de 2019, pero dijo que la pandemia "no estaba en su plataforma electoral".


A finales de 2019, Johnson prometió no subir la contribución a la seguridad social, los impuestos sobre la renta o el IVA.


Sin embargo, en un intento por sanear las finanzas públicas, muy castigadas por las medidas de emergencia para paliar la pandemia, Johnson ha dicho este martes que, a partir de abril de 2022, habrá un incremento del 1,25% en los aportes a la seguridad social, que deben pagar tanto el empleado como el empleador.


Esto permitirá una recaudación anual de 12.000 millones de libras (13.920 millones de euros), ha dicho Johnson, cuyo plan afecta a Inglaterra, aunque las otras regiones británicas, Escocia, Gales e Irlanda del Norte, también recibirán ayuda procedente de este impuesto.




*Cortesía Sky News

3 visualizaciones0 comentarios