ATLAS, EL ROBOT QUE HACE PARKOUR

La compañía especializada en robótica Boston Dynamics ha mostrado las capacidades de su robot bípedo: Atlas, realizando de manera autónoma ejercicios complejos de parkour, desde saltos hasta sortear obstáculos, siendo incluso capaz de hacer saltos mortales.




Boston Dynamics acaba de presentar un nuevo video donde podemos observar a sus robots Atlas en un circuito de parkour realizando nuevos movimientos y llevando al límite las capacidades de sus humanoides mecánicos.


Este nuevo material titulado "Socios en Parkour" nos muestra por primera vez a dos robots Atlas grabados al mismo tiempo, donde pueden realizar la carrera casi sin problemas. En el video logran recorrer una zona llena de obstáculos haciendo gala de nuevos movimientos para llevarlos al límite, pasando por paneles inclinados, escalones, vigas y backflips sincronizados.


Los ingenieros a cargo de los Atlas, han estado trabajando durante meses para poder completar esta rutina que no fue perfecta, pues uno de los dos robots se trabó levemente casi al terminar el video. Además durante los intentos se registraron otras complicaciones, donde iban más rápido de lo deseado (complicando la grabación), no saltaban como lo necesitaban o incluso perdían el equilibrio y requerían de reparaciones.


El salto para atravesar la viga representó un desafío especial, pues vemos a uno de los robots apoyando su brazo sobre la barra y elevando su cuerpo, pero al no tener un rango de movimientos similar al de una persona (por falta de omóplatos y columna más un torso pesado y articulaciones débiles), alcanzamos a percibir un temblor en toda su extremidad. Este tipo de movimientos hace que los encargados de Atlas deban hacer modificaciones para optimizar el resultado.


¿Por qué probar estos robots a través del parkour?

Aunque este tipo de robots nunca lleguen a utilizarse en un entorno comercial, siendo productos de investigación se busca que eventualmente puedan realizar el mismo rango de movimientos y habilidades físicas que las personas, pues si responden con una destreza similar a la de los adultos promedio, la gama de aplicaciones potenciales puede llegar a ser prácticamente ilimitada.


En última instancia, empujar los límites de un robot humanoide como Atlas impulsa la innovación de hardware y software que se traduce en todos nuestros robots en Boston Dynamics.


Scott Kuindersma, líder del equipo Atlas



*Cortesía BostonDynamics




4 visualizaciones0 comentarios